Historia

Los Primeros Años del Centro de Salud de San Ysidro

En 1969, las Madres Fundadoras del Centro de Salud de San Ysidro se reunieron con una misión en común que establecería el curso para la salud y el bienestar en su comunidad para las futuras generaciones. Las Madres, con sus familias enteras, normalmente tenían que viajar al University Hospital en Hillcrest para recibir atención médica. Con frecuencia esto era un recorrido de un día, cambiando de autobús en autobús. Para resolver este problema, las Madres Fundadoras integraron el Club de Madres para ayudar a sus hijos y a las personas de la comunidad a encontrar servicios de salud económicos y culturalmente adecuados en su comunidad.

En ese tiempo, un solo médico atendía la extensa población México-Americana de 7,000 individuos en San Ysidro, una comunidad principalmente agrícola.

A principios de 1969 tres de las Madres Fundadoras acudieron a la Dra. Ruth Covell, quien entonces era la Asistente del Decano de la Escuela de Medicina de la Universidad de California en San Diego (UCSD, por sus siglas en inglés) en La Jolla. La Dra. Covell, miembro actual del Consejo de Administración del Centro de Salud de San Ysidro, estaba familiarizada con los recursos de financiamiento para este tipo de proyectos y se cautivó por la visión, pasión y convicción de las Madres Fundadoras. Sin importar las diferencias de lenguaje, la Dra. Covell y las Madres Fundadoras desarrollaron un plan de acción. Desde el inicio, el objetivo fue proporcionar servicios médicos, así como crear empleos para la comunidad e inspirar a los jóvenes a buscar carreras relacionadas con la salud.

history1

LA CASITA
En 1968, la Dra. Covell elaboró una propuesta de financiamiento solicitando fondos federales para establecer un centro de salud comunitario. El Consejo de Acción Comunitaria de San Ysidro también hizo contacto con la Sociedad Médica del Condado de San Diego (SDCMS, por sus siglas en inglés) para recibir apoyo adicional. Con los recursos combinados de la escuela de medicina de la UCSD y de la SDCMS, fue adquirida una pequeña casa de madera en la ruta 1-805 del Departamento de Transporte de California. La Coalición Urbana proporcionó los recursos humanos para renovar y pintar la casa, la cual comenzó a conocerse como “La Casita”. Project Concern International donó el equipo para el consultorio, escritorios y archiveros. Una compañía local de suministros médicos proporcionó las herramientas para el diagnóstico.

La Casita abrió sus puertas en agosto de 1969 en el 223 Mesa Boulevard en San Ysidro. Se atendían aproximadamente 40 pacientes por día a cargo de tres enfermeras voluntarias y dos médicos, dos tardes a la semana. Y el compromiso de las Madres Fundadoras continuó. Ellas regalaron su tiempo como voluntarias y se reunieron con frecuencia – con los niños de la comunidad – para discutir el crecimiento actual y futuro. Las Madres Fundadoras desarrollaron la declaración de la misión de SYHC que permanece sin cambio hasta hoy: “La Misión del Centro de Salud de San Ysidro es mejorar la salud y el bienestar de los miembros tradicionalmente desatendidos y culturalmente diversos de nuestra comunidad”

history2CLUB DE MADRES

Las Madres fundadoras del Centro de Salud de San Ysidro formaron El Club de Madres para ayudar a sus niños y personas de la comunidad a encontrar cuidados de salud accesibles y culturalmente apropiados dentro de su propia comunidad.

Video sobre el Legado

Los invitamos a ver nuestro video sobre el Legado de la Madres fundadoras, el cual cuenta la hermosa historia de cómo un grupo de madres preocupadas por San Ysidro con poca educación, se organizaron y se unieron con la visión de obtener la mejor atención medica disponible para los más vulnerables en su comunidad –los niños, los ancianos y los enfermos. Varias décadas después, el legado de las Madres Fundadoras sigue vivo en el Centro de Salud de San Ysidro, prosperando y expandiendo la red de clínicas comunitarias, unidades de programa y personal de atención.

Lo Invitamos a ver la Cronologia del Centro de Salud de San Ysidro >>

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *